Puerto de Ataburu o de Marcaláin

 

por Aizoain

 

 

El puerto comienza en el cruce que desde la N-240 A nos lleva a Aizoain (más o menos a 2 km de Berriozar). Poco después de pasar la rotonda callejeamos por Aizoain, desde donde podemos ver a nuestra derecha el monte de San Cristóbal. Hoy lo rodearemos y veremos desde el lado opuesto a la ciudad.

 

 

Pronto llegamos a Berriosuso. Un coqueto y cuidado pueblo, con las típicas casas tradicionales vasco-navarras. Merece la pena pararse a sacar un par de fotos.

 

 

Ya salimos de la zona urbana de Pamplona: por fin campo, y con buenos paisajes. Bonita curva.

 

 

Para un castellano... ver esto es como estar en casa...

 

 

Poco antes de llegar a Marcalain la cosa empieza a ponerse seria: aunque no lo parezca, esta es una rampa de cuidado.

 

 

Otro pueblo que me encanta. Da gusto rodar por estos sitios:

 

 

Menuda herradurita... Ouch! Los peques también tienen buenos puños, aunque aticen menos que sus hermanitos mayores.

 

 

Afortunadamente el paisaje nos distrae rápido.

 

 

Llegamos a la parte más bonita del puerto. Lástima que las fotos salgan oscuras, cosas que tiene el venir a las ocho y media de la tarde. No me canso de subir aquí...

 

 

Uauuuuuuuuuuu! Sin palabras! Es la herradura que se intuía arriba, en la foto anterior

 

 

A continuación atravesamos un precioso pinar. Tengo un montón de fotos, pero creo que ésta lo resume todo muy bien.

 

 

Abajo se ve la carretera, pues sí que hemos subido, y en ná!

 

 

Llegamos a un merendero

 

 

Y colorín colorado este puertín se ha acabado. Al fondo se adivina el bonito valle del Ultzama. La otra vertiente es más suave, no llega siquiera a coeficiente 30.

 

 

Éste es el otro lado. Desde aquí... poca vista hay....

 

 

Pero... tachán!! Si nos damos la vuelta... poco antes de llegar al merendero tenemos esta panorámica. El monte de enfrente es San Cristóbal, y a su derecha se intuye Pamplona.